Por Liliana Padilla

La crisis sanitaria por Covid-19 ha tenido un impacto social y económico devastador en mujeres y niñas, al aumentar la violencia contra ellas, así como la carga de los cuidados no remunerados, como resultado del cierre de escuelas y el cuidado de personas mayores. 

Por ello, António Guterres, Secretario General de la ONU, aseguró que la pandemia ha profundizando las inequidades ya existentes y posiblemente provoque un retroceso en materia de igualdad de género: “Sin una respuesta adecuada, corremos el riesgo de perder una generación o más de logros”, aseguró.  

Ante el difícil contexto que vivimos, el titular de la ONU delineó tres prioridades para dar respuesta a la enfermedad y proteger los derechos de mujeres y niñas:

  • la respuesta sanitaria: se debe tener una visión holística del impacto de la pandemia en la salud, incluyendo el acceso a servicios de salud sexual y reproductiva de calidad;
  • mitigar el impacto social y económico de la crisis: se debe brindar transferencias de efectivo, créditos y préstamos a mujeres para mitigar la pérdida de puestos de trabajo y el aumento de sus responsabilidades;
  • construir un futuro mejor para las mujeres: mediante el fortalecimiento de los sistemas de salud, protección social y acceso a la justicia. 

Por su parte, Phumzile Mlambo-Ngcuka, directora ejecutiva de ONU Mujeres, destacó que: “la sociedad civil y los movimientos de mujeres son socios inquebrantables en la campaña para denunciar y abordar las desigualdades que han aumentado con COVID-19, y para poner a las mujeres en el centro de la recuperación”.

Con información de Naciones Unidas.

#ODS5 #IgualdaddeGénero #EquidaddeGénero